Después de pasarte hoy 14 horas remando tú solo y sin el éxito deseado en tu negocio, encima te espera manejar una tormenta por llegar tan tarde a casa

Después de pasarte hoy 14 horas remando tú solo y sin el éxito deseado en tu negocio, encima te espera manejar una tormenta por llegar tan tarde a casa

¿En serio quieres vivir esta vida durante 20 o 30 años más?

Si te dijera que estás a un solo paso de potenciar tu negocio y disfrutar del estilo de vida que deseas, ¿lo darías?

Buenas,

Lo primero que quiero comentarte es que no tengo ninguna titulación universitaria de psicólogo o terapeuta, ni nada por el estilo.
No la necesito.

Para algunas personas esto es un problema o les inquieta.

Pero a mí ni una cosa ni la otra. Es lo que es, sin más.

Si este detalle te va a quitar el sueño cuando estemos trabajando juntos, mejor deja de leer aquí mismo.

Porque en lo único soy es en hacer que las personas dejen de sobrevivir y empiecen a sobresalir de una vez por todas. Mi doctorado es en resultados obtenidos.

Porque en lo único soy es en hacer que las personas dejen de sobrevivir y empiecen a sobresalir de una vez por todas. Mi doctorado es en resultados obtenidos.

Y esto te lo puedo asegurar porque tengo más de 8.000 horas en formación de mentalidad, he realizado más de 3.000 horas de sesiones de coaching y he dedicado
más de 10.000 horas a analizar y valorar negocios con sus propios dueños y equipos directivos.

 

Después de toda esta experiencia, créeme si te digo que hay cosas que se me hacen evidentes de una manera muy nítida y rápida, cuando trabajo con la gente.

 

Además, me he leído cientos y cientos de libros de psicología y mentalidad, desde los griegos clásicos hasta los gurús modernos. Así que muy mal tendría que hacerlo para no darme cuenta de los patrones de nuestra mente, de tú mente.

Algo que no te enseñan en ninguna facultad pero que yo he aprendido después de trabajar con cientos de hombres y mujeres de negocios en más de 40 países, es que hay un que frena tu empresa y no la permite crecer.

Algo que no te enseñan en ninguna facultad pero que yo he aprendido después de trabajar con cientos de hombres y mujeres de negocios en más de 40 países, es que hay un que frena tu empresa y no la permite crecer.

Siempre se repite. Siempre.

Lo presentan todos y cada uno de mis clientes, sin saltarse ni uno.

 

Es un secreto que me acaban confesando, todos sin excepción, antes de llegar a la sesión número 6.

 

Si te digo que es algo que está en ti, no en tu negocio, sino dentro de ti, ¿me creerías?

Te contaré una breve historia para que lo entiendas . . .

“Cuando le pasó aquello a mi cliente

. . . solo tenía 36 años y un negocio con 4 empleados a su cargo. (Realmente no se llama Pedro pero la privacidad de mis clientes es sagrada y por eso te lo presento así.)

Pedro sabía que su negocio no estaba facturando todo lo que podía, que tenía un potencial 

mucho mayor y no lo aprovechaba al 100%.

Cada día trabajaba entre 12 y 16 horas intentando aumentar las ventas pero sin conseguir resultados.
Esto le generaba mucho estrés porque entre otras cosas siempre llegaba tarde a casa y apenas veía a su hijo
y su mujer.

Además, le daba la sensación de que era el único que remaba en la oficina y que sus trabajadores no tenían empuje ni ambición.

Así era su vida.

Un día fue un punto de inflexión y empezó a replanteárselo todo.

El retraso de trabajo acumulado y un atasco hicieron que perdiera quizás a su mayor cliente hasta la fecha.

No estaba siendo una buena semana, todo cuesta arriba, todo complicado, nada fácil. No pudo más y se colapsó.

Volviendo a la oficina empezó a ponerse muy nervioso, otra vez. Notaba como si dos puños le clavaran los nudillos presionándole entre el pecho y la espalda. Su corazón le golpeaba por dentro casi taquicárdico y tuvo que parar el coche por el dolor.

Se miró las manos y no dejaban de temblar. El miedo se apoderó de él y no conseguía calmarse. Cuanto más trataba de respirar más duros eran los puñetazos del corazón.

Y allí, parado en la cuneta de una carretera cualquiera, se sentía completamente solo y vencido.

Después de 15 minutos sin moverse se repuso. De vuelta en la oficina terminó muy tarde como siempre.

Al llegar a casa su hijo ya estaba durmiendo y su mujer, embarazada de 8 meses, había cenado y estaba llorando. Tuvieron una discusión tan grande que despertaron hasta el pequeño.

Solo le faltaba eso para rematar “un día perfecto”. Empezó a sentir de nuevo los nudillos, duros como un puño americano, hundiéndose en su cuerpo. Y estando delante de su esposa y en su propia casa, se volvió a sentir solo y abatido.

No podía seguir más.

Estaba agotado y no de ese día, sino de esa vida. Lo hacía todo por su familia, pero ellos no entendían su esfuerzo. No lo valoraban. No lo admiraban.

Sentía que no había tregua en ningún lado.

Por las noches, sin poder dormir en la cama, se planteaba si merecía la pena pasar por todo aquello, ya que al fin y al cabo no era capaz de levantar su negocio.

Solo sobrevivía.

Sabía que debía hacer algo distinto para aumentar las ventas porque todo lo intentado hasta el momento no había servido para nada.

Y los ataques de pánico cada vez eran más recurrentes.

 

A raíz de aquel día empezó a buscar una solución drástica. Investigó por internet candidatos para descargar sus responsabilidades, pero la verdad es que no se fiaba de nadie. No quería delegar en nadie. Era su negocio.

En una comida de trabajo, una amiga le comentó que había conseguido duplicar las ventas de su empresa con la ayuda de un coach y que no solamente había impactado en su negocio sino también en su vida personal.

Le dio mi teléfono y le dijo que tuviera una sesión de toma de
contacto conmigo.

Aunque le parecía un poco vende-humos, todo aquello de los “coach” y cosas de esas, a la mañana siguiente me llamó. Hablamos durante unos 5 minutos y me contó un poco que quería potenciar su negocio y aumentar la facturación.

Esas eran sus necesidades más urgentes.

Quedamos para una primera sesión gratuita de evaluación, la pasó y empezamos a trabajar.

Antes de la sexta sesión ya había salido el tema clave en estas situaciones. Siempre es el mismo, lo tenemos delante de nuestras narices y siempre se pasa por alto.

 

 

Se suele creer que mejorando la efectividad del trabajo luego repercutirá en una vida familiar mejor, una vida social mejor y una vida sentimental mejor.

Pero eso no tiene ningún sentido. Solo tienes una vida.

No tienes 2, ni 3.

Solo una.

Con esfuerzo duro y perseverancia, todo fue mejorando y empezó a tener más confianza al ver los resultados que obtenía. El tiempo pasaba y su vida empezaba a fluir como debía.

Han pasado 3 años desde esa llamada con Pedro y seguimos trabajando tres veces al mes sin saltarnos ni una sesión. El cambio es radical. La facturación de su negocio se ha triplicado y su vida ha mejorado en todos
los sentidos.

La clave está en no separar el trabajo del resto de las facetas de tu vida. Si un área no funciona bien el resto se vendrán abajo como fichas de dominó.

Ahora está viviendo una vida que él mismo se ha diseñado a su medida. Liderando un negocio que crece cada año y disfrutando de todo lo que sucede a su alrededor.

A parte de todo esto, Pedro también aprendió a . . .​

A parte de todo esto, Pedro también aprendió a . . .​

  • Optimizar las 4 áreas claves de cualquier negocio: ventas, producto, equipo y procesos; para poder triplicar los beneficios.
  • Perfeccionar su estilo de comunicación y liderazgo con el método que mi mentor (Tony Robbins) usa para enseñar a sus clientes VIP por 1.000.000 $ al año. Pero a Pedro no le costó tanto como luego verás.
  • Incrementar su conversión de venta aplicando con confianza de hierro un guion estudiado para cerrar la mayoría de las negociaciones de forma más exitosa.
  • Diferenciar entre los síntomas y los problemas reales del negocio para dedicar sus esfuerzos en donde es realmente importante.
  • Analizar de forma mensual las métricas claves y esenciales de su negocio ya que no se puede jugar a ganar si no sabemos cuál es el marcador.
  • Contratar y retener a un equipo Top de personas con talento y altamente efectivas igual que lo hacen mega-compañías como Deloitte o PWC.
  • Priorizar cada mes en los resultados que quiere conseguir y planificar sus semanas como lo hacen los grandes profesionales.
  • Comprender sus patrones de pensamiento y actuación para poder modificarlos por unos que le permitían mejorar el ambiente tanto en casa como en el negocio.
  • No tener la sensación de auto cuestionarse él mismo su capacidad de liderazgo ya que dejó de vacilar al dar órdenes a sus empleados.
  • Optimizar las 4 áreas claves de cualquier negocio: ventas, producto, equipo y procesos; para poder triplicar los beneficios.
  • Perfeccionar su estilo de comunicación y liderazgo con el método que mi mentor (Tony Robbins) usa para enseñar a sus clientes VIP por 1.000.000 $ al año. Pero a Pedro no le costó tanto como luego verás.
  • Incrementar su conversión de venta aplicando con confianza de hierro un guion estudiado para cerrar la mayoría de las negociaciones de forma más exitosa.
  • Diferenciar entre los síntomas y los problemas reales del negocio para dedicar sus esfuerzos en donde es realmente importante.
  • Analizar de forma mensual las métricas claves y esenciales de su negocio ya que no se puede jugar a ganar si no sabemos cuál es el marcador.
  • Contratar y retener a un equipo Top de personas con talento y altamente efectivas igual que lo hacen mega-compañías como Deloitte o PWC.
  • Priorizar cada mes en los resultados que quiere conseguir y planificar sus semanas como lo hacen los grandes profesionales.
  • Comprender sus patrones de pensamiento y actuación para poder modificarlos por unos que le permitían mejorar el ambiente tanto en casa como en el negocio.
  • No tener la sensación de auto cuestionarse él mismo su capacidad de liderazgo ya que dejó de vacilar al dar órdenes a sus empleados.

Tu negocio solamente podrá crecer al mismo ritmo que tu crecimiento personal. Recuerda que los resultados en tu negocio son un reflejo de tu mentalidad. Resultados ganadores solo vendrán con mentalidad ganadora.

Tu negocio solamente podrá crecer al mismo ritmo que tu crecimiento personal. Recuerda que los resultados en tu negocio son un reflejo de tu mentalidad. Resultados ganadores solo vendrán con mentalidad ganadora.

Además mis sesiones le ayudaron a . . .

Además mis sesiones le ayudaron a . . .

  • Comprender las necesidades de su mujer y familia y atenderlas de tal manera que su relación dejo de ser un infierno y pasaron a ser sus mayores fans. De hecho la mujer de Pedro se convirtió en clienta mía.
  • Aplicar rituales personales y profesionales para poder crear consistencia en los resultados.
  • Pasar de ser el jefe a convertirse en un líder empresarial y así dedicar su tiempo sobre todo a tareas de supervisión y aprobación, delegando el trabajo de campo.
  • Dejar de ser un esclavo del trabajo y ver crecer a su segundo hijo gracias a crear una estructura organizativa para que el negocio funcionara independientemente de quien estuviera allí, como hacen las empresas con más de 20 años en el mercado.
  • Mejorar el ambiente laboral fomentando las relaciones con los empleados del mismo modo que lo hacen las empresas tecnológicas de Silicon Valley.
  • Transformar su mentalidad a ganadora, ponerse metas y cumplirlas sin excusas ya que yo me aseguraba de que así fuera en nuestras sesiones.
  • Comprender las necesidades de su mujer y familia y atenderlas de tal manera que su relación dejo de ser un infierno y pasaron a ser sus mayores fans. De hecho la mujer de Pedro se convirtió en clienta mía.
  • Aplicar rituales personales y profesionales para poder crear consistencia en los resultados.
  • Pasar de ser el jefe a convertirse en un líder empresarial y así dedicar su tiempo sobre todo a tareas de supervisión y aprobación, delegando el trabajo de campo.
  • Dejar de ser un esclavo del trabajo y ver crecer a su segundo hijo gracias a crear una estructura organizativa para que el negocio funcionara independientemente de quien estuviera allí, como hacen las empresas con más de 20 años en el mercado.
  • Mejorar el ambiente laboral fomentando las relaciones con los empleados del mismo modo que lo hacen las empresas tecnológicas de Silicon Valley.
  • Transformar su mentalidad a ganadora, ponerse metas y cumplirlas sin excusas ya que yo me aseguraba de que así fuera en nuestras sesiones.

Aprende a ser feliz con lo que tienes,
mientras persigues lo que quieres.

Aprende a ser feliz con lo que tienes,
mientras persigues lo que quieres.

Sin olvidarnos que consiguió . . .

Sin olvidarnos que consiguió . . .

  • Dejar de centrarse en problemas económicos delante de sus amigos y familiares al incrementar la rentabilidad en prácticamente todas las líneas de su negocio.
  • Cambiar el chip y olvidarse de ser una empresa que apenas sobrevivía gracias a actualizar los mapas de proceso de su negocio para convertirlos en eficientes casi al 100%.
  • Pasar de ser un jefe al que todos obedecían y a ser el líder al que todos seguían, igual que lo han hecho los grandes deportistas de élite o presidentes de los Estados Unidos que han pasado por las manos de mi maestro Tony Robbins.
  • Las técnicas que utilizan los grandes empresarios norteamericanos cuando preparan sus reuniones y quieren que de allí salgan delegaciones efectivas del trabajo.
  • No dar la sensación de ser el más tonto de la oficina entrando el primero y saliendo siempre el último, al crear un sistema de hábitos de trabajo completamente efectivo.
  • Sentir mucha más seguridad en los momentos de crisis al convertirse en una máquina de ejecución y resolución de problemas, con el mismo método que usan las multinacionales con sus más altos cargos.
  • Dejar de centrarse en problemas económicos delante de sus amigos y familiares al incrementar la rentabilidad en prácticamente todas las líneas de su negocio.
  • Cambiar el chip y olvidarse de ser una empresa que apenas sobrevivía gracias a actualizar los mapas de proceso de su negocio para convertirlos en eficientes casi al 100%.
  • Pasar de ser un jefe al que todos obedecían y a ser el líder al que todos seguían, igual que lo han hecho los grandes deportistas de élite o presidentes de los Estados Unidos que han pasado por las manos de mi maestro Tony Robbins.
  • Las técnicas que utilizan los grandes empresarios norteamericanos cuando preparan sus reuniones y quieren que de allí salgan delegaciones efectivas del trabajo.
  • No dar la sensación de ser el más tonto de la oficina entrando el primero y saliendo siempre el último, al crear un sistema de hábitos de trabajo completamente efectivo.
  • Sentir mucha más seguridad en los momentos de crisis al convertirse en una máquina de ejecución y resolución de problemas, con el mismo método que usan las multinacionales con sus más altos cargos.

Los procesos del negocio y la mentalidad del empresario en un negocio exitoso son totalmente diferentes a los de un negocio normal. Esto es porque el éxito se aprende.

Los procesos del negocio y la mentalidad del empresario en un negocio exitoso son totalmente diferentes a los de un negocio normal. Esto es porque el éxito se aprende.

Y también pudo . . .

Y también pudo . . .

  • Ganar más energía para disfrutarla con sus seres queridos al final de la jornada laboral y fines de semana.
  • Contagiar al equipo de su misma pasión por el negocio y así dejar de pensar que era el único que contribuía al crecimiento del negocio. Todo ello gracias a fomentar una cultura propia de empresa.
  • Hacer que la gente empezara a aportar ideas al negocio y tuvieran iniciativa propia, favoreciendo un torrente constante de innovación, gracias a las técnicas de comunicación que cientos de grandes dirigentes han aprendido de la mano de Tony Robbins.
  • Ganar más energía para disfrutarla con sus seres queridos al final de la jornada laboral y fines de semana.
  • Contagiar al equipo de su misma pasión por el negocio y así dejar de pensar que era el único que contribuía al crecimiento del negocio. Todo ello gracias a fomentar una cultura propia de empresa.
  • Hacer que la gente empezara a aportar ideas al negocio y tuvieran iniciativa propia, favoreciendo un torrente constante de innovación, gracias a las técnicas de comunicación que cientos de grandes dirigentes han aprendido de la mano de Tony Robbins.

Y por último . . .

Y por último . . .

  • Empezó a sentirse de nuevo realizado ya que volvía a su propia naturaleza, a ser una persona de acción y visionaria. Perdió el miedo a ver nuevas oportunidades y no atacarlas. Ahora ve un posible negocio y actúa de manera instintiva. Es un león cazando sin ningún temor. Es un león siendo él mismo.
  • Empezó a sentirse de nuevo realizado ya que volvía a su propia naturaleza, a ser una persona de acción y visionaria. Perdió el miedo a ver nuevas oportunidades y no atacarlas. Ahora ve un posible negocio y actúa de manera instintiva. Es un león cazando sin ningún temor. Es un león siendo él mismo.

Sentirse paralizado por no saber qué dirección tomar cuando ya lo has probado todo, es completamente normal. Y tener dudas con todo esto del coaching también. Yo mismo las tenía hace ahora apenas 5 años, cuando contraté a mi primer coach.

Sentirse paralizado por no saber qué dirección tomar cuando ya lo has probado todo, es completamente normal. Y tener dudas con todo esto del coaching también. Yo mismo las tenía hace ahora apenas 5 años, cuando contraté a mi primer coach.

Entonces . . .

Entonces . . .

¿De verdad que trabajando juntos voy a poder quitarme el estrés de encima y a multiplicar los beneficios de mi empresa dedicando menos horas?

¿De verdad que trabajando juntos voy a poder quitarme el estrés de encima y a multiplicar los beneficios de mi empresa dedicando menos horas?

Sí, aunque no será de la noche a la mañana. Esto no es magia. Se trata de una metodología de trabajo que combina miles de horas de experiencia en mentalidad y en análisis de negocio.

Después de varios meses, cuando nos enfoquemos en solucionar los problemas reales y no simplemente a tratar los síntomas, tu negocio empezará a crecer a velocidad de crucero.

Además, durante este proceso nos centraremos en tu figura como líder y en ti como persona.

Pero, espera . . .

Este programa no es para todo tipo de empresarios o empresarias. Es para gente con ideas, con visión y con ganas de hacer crecer su negocio.

Para inconformistas que no acepten su situación actual como lo máximo a lo que pueden aspirar.

Su precio . . .

Su precio . . .

Pago Mensual
  • Hasta 4 sesiones mensuales.
  • Acceso 24 horas a mi WhatsApp privado.
  • Seguimiento semanal de tus avances.
650 €/mes
Pago Semestral
  • Además de los 3 puntos del pago mensual:
  • 3 sesiones con tu pareja para ayudarte en casa (opcional).
3.500 €
Pago Anual
  • Además de los 3 puntos del pago mensual:
  • 6 sesiones con tu pareja (opcional).
  • Acceso a todos los cursos de Sin Vergüenza De Mi.
6.200 €
Pago Mensual
  • Hasta 4 sesiones mensuales.
  • Acceso 24 horas a mi WhatsApp privado.
  • Seguimiento semanal de tus avances.
650 €/mes
Pago Semestral
  • Además de los 3 puntos del pago mensual:
  • 3 sesiones con tu pareja para ayudarte en casa (opcional).
3.500 €
Pago Anual
  • Además de los 3 puntos del pago mensual:
  • 6 sesiones con tu pareja (opcional).
  • Acceso a todos los cursos de Sin Vergüenza De Mi.
6.200 €

Comprueba todo lo que te digo por ti mismo quedando conmigo en una . . .

Sesión gratuita de evaluación

Quiero que sepas que no trabajo con todo el mundo y por eso no puedo asegurarte que lo haga contigo.

* Veamos cómo puedo aportarte valor. Cuido mucho con quién trabajo y a qué lideres dedico mi tiempo. Esto es porque estoy al 100% involucrado en el proyecto y las 24 horas del día. Así que no me puedo permitir el lujo de equivocarme contigo. Si estás en esto lo estás al 100%.

Comprueba todo lo que te digo por ti mismo quedando conmigo en una . . .

Sesión gratuita de evaluación

Quiero que sepas que no trabajo con todo el mundo y por eso no puedo asegurarte que lo haga contigo.

* Veamos cómo puedo aportarte valor. Cuido mucho con quién trabajo y a qué lideres dedico mi tiempo. Esto es porque estoy al 100% involucrado en el proyecto y las 24 horas del día. Así que no me puedo permitir el lujo de equivocarme contigo. Si estás en esto lo estás al 100%.

Puede ser que algo no te haya quedado claro o que tengas dudas para dar el paso y hablar conmigo.
Por eso te respondo ahora a las más habituales . . .

Esto no es un curso. No tengo material predeterminado. Esto no es una misma solución para todos. No soy un profesor. No es un programa con videos online o mentoría grupal. Esto es un proceso de coaching 1 a 1. Trabajaremos en base a tus metas concretas, a tus aspiraciones, a tus circunstancias personales y al estado con el que se encuentra tu negocio ahora mismo.

Me molesta contratar los servicios de alguien y que luego sea una persona de su equipo con quien hablo. Eso conmigo no pasa.

No trabajarás con mi asistente o alguien de mi equipo. Soy yo quien trabaja con mis clientes uno a uno.

Seré yo quien te mande los mensajes semanales y quien te responda a tus preguntas por WhatsApp cuando te encuentres en una situación y no sepas como reaccionar. Por eso el número de clientes que manejo es siempre limitado.

No hay perfiles mejores o peores. Todo depende de tu intención.

Si me vas a contratar, como experto en mentalidad y negocios que soy, para hablarme de tu fin de semana, entonces puede que esto no sea buena idea.

Si soy yo el que tiene que estar diciéndote constantemente “vamos a por tus metas” o “no te conformes solo con eso”, si soy yo quien tiene más hambre que tú, esto no será productivo.

Si tienes claro que quieres mejorar tu negocio y quieres que al mismo tiempo tenga un impacto en tu estilo de vida, entonces eso es un gran indicador de que el coaching puede ser para ti.

Respóndeme tu primero ¿con 10 días que vayas al gimnasio, si no has ido en tu vida, vas a sacar la tableta de abdominales y vas a tener un cuerpo de revista?

Ahí tienes la respuesta.

Tu mente es como tu cuerpo, necesita de un entrenamiento, una disciplina y un mantenimiento.

Pero ya te digo que menos de 3 meses conmigo (a 3 sesiones por mes) sería casi como tirar el dinero. De ahí en adelante.

Las sesiones duran por lo general 1 hora y las realizaremos por video conferencia (Skype, Zoom, WhatsApp).

Habrá sesiones que quizás solo necesitemos 30 minutos, otras semanas que hablemos varias veces. Tus necesidades no serán las mismas conforme vayamos avanzando.

Si no tienes 1 hora para trabajar en tu negocio, si no tienes 1 hora para poner orden a lo que estás haciendo, sí o sí tenemos que hablar.

Ya te digo yo que el tiempo está, lo que pasa es que priorizar es un arte que debemos dominar.

Si no quieres reservar parte de tu tiempo para mejorar todas las áreas de tu negocio, porque tu día a día no te lo permite, pues ya me dirás que futuro le espera a tu empresa.

Me encantaría, pero no puedo garantizarte resultados porque depende de ti.

Eres tú quien hace el trabajo. Si tienes poco compromiso, si no haces lo que te propones o si vienes con un listado de excusas, ¿tú crees que tendrás resultados?

Hablando claro. No.

Eso sí, te prometo que tienes mi compromiso contigo al 100%. Mi único interés es que consigas todo aquello que te propongas.

Si fallo en eso, poco a poco iría mermando mi reputación y mi marca personal. Y eso no me lo permito.

No, en absoluto. Si no consigues tus metas no será por mí, eso te lo puedo asegurar. Así que, si tú te implicas tanto como yo, esta pregunta no tendrá ya ningún sentido.

Por supuesto. Es normal que me contraten para activar a los equipos directivos. Si estas interesado contacta conmigo y te cuento los planes de formación que tengo para estos casos.

Así es. El soporte soy yo mismo por whatsapp.

Me tienes 24 horas al día y los 7 días de la semana para ayudarte. Y no es un decir para que suene a anuncio comercial, es la realidad que cualquiera de mis clientes te podrá corroborar. No solamente puedes contactarme cuando quieras o lo necesites, sino que espero que lo hagas.

Te preguntaré sobre tu negocio con el objetivo de comprender tu realidad, conocerte como líder y como persona. Veré si te puedo ayudar y en caso de que crea que podamos trabajar juntos te explicaré los siguientes pasos. Si al final no hay feeling, al menos te llevarás la claridad de cuáles son tus siguientes pasos que debes dar.

Te respondo otra vez con varias preguntas: ¿cuánto dinero te estas dejando por no alcanzar el potencial en tu negocio?, ¿cuánto te está costando emocionalmente, físicamente y económicamente no estar donde te gustaría?, ¿qué otras áreas de tu vida se están viendo afectadas?

 

Así que . . . tú sabrás si merece la pena o no.

Puede ser que algo no te haya quedado claro o que tengas dudas para dar el paso y hablar conmigo. Por eso te respondo ahora a las más habituales . . .

Esto no es un curso. No tengo material predeterminado. Esto no es una misma solución para todos. No soy un profesor. No es un programa con videos online o mentoría grupal. Esto es un proceso de coaching 1 a 1. Trabajaremos en base a tus metas concretas, a tus aspiraciones, a tus circunstancias personales y al estado con el que se encuentra tu negocio ahora mismo.

Me molesta contratar los servicios de alguien y que luego sea una persona de su equipo con quien hablo. Eso conmigo no pasa.

No trabajarás con mi asistente o alguien de mi equipo. Soy yo quien trabaja con mis clientes uno a uno.

Seré yo quien te mande los mensajes semanales y quien te responda a tus preguntas por WhatsApp cuando te encuentres en una situación y no sepas como reaccionar. Por eso el número de clientes que manejo es siempre limitado.

No hay perfiles mejores o peores. Todo depende de tu intención.

Si me vas a contratar, como experto en mentalidad y negocios que soy, para hablarme de tu fin de semana, entonces puede que esto no sea buena idea.

Si soy yo el que tiene que estar diciéndote constantemente “vamos a por tus metas” o “no te conformes solo con eso”, si soy yo quien tiene más hambre que tú, esto no será productivo.

Si tienes claro que quieres mejorar tu negocio y quieres que al mismo tiempo tenga un impacto en tu estilo de vida, entonces eso es un gran indicador de que el coaching puede ser para ti.

Respóndeme tu primero ¿con 10 días que vayas al gimnasio, si no has ido en tu vida, vas a sacar la tableta de abdominales y vas a tener un cuerpo de revista?

Ahí tienes la respuesta.

Tu mente es como tu cuerpo, necesita de un entrenamiento, una disciplina y un mantenimiento.

Pero ya te digo que menos de 3 meses conmigo (a 3 sesiones por mes) sería casi como tirar el dinero. De ahí en adelante.

Las sesiones duran por lo general 1 hora y las realizaremos por video conferencia (Skype, Zoom, WhatsApp).

Habrá sesiones que quizás solo necesitemos 30 minutos, otras semanas que hablemos varias veces. Tus necesidades no serán las mismas conforme vayamos avanzando.

Si no tienes 1 hora para trabajar en tu negocio, si no tienes 1 hora para poner orden a lo que estás haciendo, sí o sí tenemos que hablar.

Ya te digo yo que el tiempo está, lo que pasa es que priorizar es un arte que debemos dominar.

Si no quieres reservar parte de tu tiempo para mejorar todas las áreas de tu negocio, porque tu día a día no te lo permite, pues ya me dirás que futuro le espera a tu empresa.

Me encantaría, pero no puedo garantizarte resultados porque depende de ti.

Eres tú quien hace el trabajo. Si tienes poco compromiso, si no haces lo que te propones o si vienes con un listado de excusas, ¿tú crees que tendrás resultados?

Hablando claro. No.

Eso sí, te prometo que tienes mi compromiso contigo al 100%. Mi único interés es que consigas todo aquello que te propongas.

Si fallo en eso, poco a poco iría mermando mi reputación y mi marca personal. Y eso no me lo permito.

No, en absoluto. Si no consigues tus metas no será por mí, eso te lo puedo asegurar. Así que, si tú te implicas tanto como yo, esta pregunta no tendrá ya ningún sentido.

Por supuesto. Es normal que me contraten para activar a los equipos directivos. Si estas interesado contacta conmigo y te cuento los planes de formación que tengo para estos casos.

Así es. El soporte soy yo mismo por whatsapp.

Me tienes 24 horas al día y los 7 días de la semana para ayudarte. Y no es un decir para que suene a anuncio comercial, es la realidad que cualquiera de mis clientes te podrá corroborar. No solamente puedes contactarme cuando quieras o lo necesites, sino que espero que lo hagas.

Te preguntaré sobre tu negocio con el objetivo de comprender tu realidad, conocerte como líder y como persona. Veré si te puedo ayudar y en caso de que crea que podamos trabajar juntos te explicaré los siguientes pasos. Si al final no hay feeling, al menos te llevarás la claridad de cuáles son tus siguientes pasos que debes dar.

Te respondo otra vez con varias preguntas: ¿cuánto dinero te estas dejando por no alcanzar el potencial en tu negocio?, ¿cuánto te está costando emocionalmente, físicamente y económicamente no estar donde te gustaría?, ¿qué otras áreas de tu vida se están viendo afectadas?

 

Así que . . . tú sabrás si merece la pena o no.

Un momento . . .

De verdad que estás a un solo paso de tomar una decisión que puede cambiar el rumbo de tu negocio y tu vida para siempre.

Si no vas a llamarme porque prefieres trabajar con otra persona, perfecto. Pero si vas a seguir haciendo lo mismo de siempre y esperar resultados diferentes,  eso es la definición de locura.

Un momento . . .

De verdad que estás a un solo paso de tomar una decisión que puede cambiar el rumbo de tu negocio y tu vida para siempre.

Si no vas a llamarme porque prefieres trabajar con otra persona, perfecto. Pero si vas a seguir haciendo lo mismo de siempre y esperar resultados diferentes,  eso es la definición de locura.

Si quieres cambiar los resultados tendrás que liderar el cambio tú primero.

Si quieres cambiar los resultados tendrás que liderar el cambio tú primero.

Por eso digo que mi programa no es para todos, solo es para aquellos que están dispuestos a tomar acción y cuestionarse lo que no está funcionando. Comprueba todo lo que te digo por ti mismo quedando conmigo en una . . .

Sesión gratuita de evaluación

Mi metodología no vale para todos por igual. Ya he despedido a algún cliente y por eso no te prometo que podamos trabajar juntos hasta que hablemos.

* Veamos cómo puedo aportarte valor. Cuido mucho con quién trabajo y a qué lideres dedico mi tiempo. Esto es porque estoy al 100% involucrado en el proyecto y las 24 horas del día. Así que no me puedo permitir el lujo de equivocarme contigo. Si estás en esto lo estás al 100%.

Por eso digo que mi programa no es para todos, solo es para aquellos que están dispuestos a tomar acción y cuestionarse lo que no está funcionando.

Comprueba todo lo que te digo por ti mismo quedando conmigo en una . . .

Sesión gratuita de evaluación

Mi metodología no vale para todos por igual. Ya he despedido a algún cliente y por eso no te prometo que podamos trabajar juntos hasta que hablemos.​

* Veamos cómo puedo aportarte valor. Cuido mucho con quién trabajo y a qué lideres dedico mi tiempo. Esto es porque estoy al 100% involucrado en el proyecto y las 24 horas del día. Así que no me puedo permitir el lujo de equivocarme contigo. Si estás en esto lo estás al 100%.

“Me habían dicho, las personas que me habían hablado de ti, que eras un crack y coincido al 100%. O sea, como en 2 pinceladas me has dicho todo lo que está mal, con una lógica aplastante. Y nada, solamente decirte que gracias y que mañana por la mañana me pongo a retrabajar la landing y a intentar que sea perfecta. Muchísimas gracias.”
Click Here
“Me noto que he evolucionado muchísimo contigo sobre todo porque tú crees más en tus clientes que nosotros mismos. En cada sesión conmigo te vuelcas al 1000 x 1000.”
Click Here
“Hace 9 meses me puse como sueño facturar 300.000$ al mes. Este mes ya he superado esa cifra y no hemos cerrado el mes. Gracias por mantenerme enfocado, eres un crack. ¡No me lo puedo creer!”
Click Here
“Dudaba si meterme o no meterme porque tenía un montón de cosas en la cabeza: ¿va a valer la pega pagarte para tener un coach? ¿qué me va a hacer un coach que yo no pueda hacer? Ese dinero lo puedo utilizar para mi familia. Pero me he dado cuenta de que ese dinero me está dando equilibrio, he conseguido una base en mí mismo y en mi familia, en mi energía, en mi salud ...”
Click Here
“Otra cosa que también me ha ayudado mucho ha sido tu forma de entregarte en cada sesión conmigo, te lo agradezco muchísimo Fernando. Te mando un fortísimo abrazo, pedazo de amigo y seguimos en contacto.”
Click Here
“Fernando no lo he compartido con nadie todavía, pero la semana pasada facturé 55 mil euros con el nuevo servicio. Voy a celebrarlo con mi mujer esta noche. GRACIAS por hacerlo posible.”
Click Here
“Ayer cuando tú te comunicaste conmigo fue el día que yo toqué fondo, en todos los sentidos de la palabra: sótano, subsuelo, oscuridad absoluta . . . Fue el día negro de mi vida dónde yo ya dejé de creer en mí y apareciste tú. Tu audio fue esa esperanza que yo estaba necesitando para hacerme ver todo lo grandioso que tengo por delante. Y el interruptor de la luz se prendió.”
Click Here
“Por primera vez en mucho tiempo estoy volviendo a erguirme como cuando a una planta le pones un palito, un tutor, porque se viene quebrando la planta. Y a partir de apoyarse en ese palito, en ese tutor, la plantita vuelve a crecer erguida y mirando el Sol, que es lo que alimenta a la planta y le da vida. Gracias por todo Fernando.”
Click Here
“Estaba dudando y empecé a mirar lo que era un coach en Youtube. Yo mismo me decía que los coach son psicólogos que salen de la noche a la mañana. El coach en realidad es el que acepta al cliente y en parte el cliente al coach, tiene que ser viceversa. Y que tú hicieras esa sesión previa gratuita para valorarme si podías cogerme me ayudó a decidirme.”
Click Here
Previous
Next
“Me habían dicho, las personas que me habían hablado de ti, que eras un crack y coincido al 100%. O sea, como en 2 pinceladas me has dicho todo lo que está mal, con una lógica aplastante. Y nada, solamente decirte que gracias y que mañana por la mañana me pongo a retrabajar la landing y a intentar que sea perfecta. Muchísimas gracias.”
Click Here
“Me noto que he evolucionado muchísimo contigo sobre todo porque tú crees más en tus clientes que nosotros mismos. En cada sesión conmigo te vuelcas al 1000 x 1000.”
Click Here
“Hace 9 meses me puse como sueño facturar 300.000$ al mes. Este mes ya he superado esa cifra y no hemos cerrado el mes. Gracias por mantenerme enfocado, eres un crack. ¡No me lo puedo creer!”
Click Here
“Dudaba si meterme o no meterme porque tenía un montón de cosas en la cabeza: ¿va a valer la pega pagarte para tener un coach? ¿qué me va a hacer un coach que yo no pueda hacer? Ese dinero lo puedo utilizar para mi familia. Pero me he dado cuenta de que ese dinero me está dando equilibrio, he conseguido una base en mí mismo y en mi familia, en mi energía, en mi salud ...”
Click Here
“Otra cosa que también me ha ayudado mucho ha sido tu forma de entregarte en cada sesión conmigo, te lo agradezco muchísimo Fernando. Te mando un fortísimo abrazo, pedazo de amigo y seguimos en contacto.”
Click Here
“Fernando no lo he compartido con nadie todavía, pero la semana pasada facturé 55 mil euros con el nuevo servicio. Voy a celebrarlo con mi mujer esta noche. GRACIAS por hacerlo posible.”
Click Here
“Ayer cuando tú te comunicaste conmigo fue el día que yo toqué fondo, en todos los sentidos de la palabra: sótano, subsuelo, oscuridad absoluta . . . Fue el día negro de mi vida dónde yo ya dejé de creer en mí y apareciste tú. Tu audio fue esa esperanza que yo estaba necesitando para hacerme ver todo lo grandioso que tengo por delante. Y el interruptor de la luz se prendió.”
Click Here
“Por primera vez en mucho tiempo estoy volviendo a erguirme como cuando a una planta le pones un palito, un tutor, porque se viene quebrando la planta. Y a partir de apoyarse en ese palito, en ese tutor, la plantita vuelve a crecer erguida y mirando el Sol, que es lo que alimenta a la planta y le da vida. Gracias por todo Fernando.”
Click Here
“Estaba dudando y empecé a mirar lo que era un coach en Youtube. Yo mismo me decía que los coach son psicólogos que salen de la noche a la mañana. El coach en realidad es el que acepta al cliente y en parte el cliente al coach, tiene que ser viceversa. Y que tú hicieras esa sesión previa gratuita para valorarme si podías cogerme me ayudó a decidirme.”
Click Here
Previous
Next
Si tú también quieres dejar de dudar y que te ayude a decidirte, ya sabes, queda conmigo en una . . .

Sesión gratuita de evaluación

Ya te he comentado que no acepto a todo el mundo para trabajar con ellos. Además, el máximo número de clientes con los que trabajo de forma regular es 20. Ni uno más.

* Veamos cómo puedo aportarte valor. Cuido mucho con quién trabajo y a qué lideres dedico mi tiempo. Esto es porque estoy al 100% involucrado en el proyecto y las 24 horas del día. Así que no me puedo permitir el lujo de equivocarme contigo. Si estás en esto lo  estás al 100%.

Si tú también quieres dejar de dudar y que te ayude a decidirte, ya sabes, queda conmigo en una . . .

Sesión gratuita de evaluación

Ya te he comentado que no acepto a todo el mundo para trabajar con ellos. Además, el máximo número de clientes con los que trabajo de forma regular es 20. Ni uno más.​

* Veamos cómo puedo aportarte valor. Cuido mucho con quién trabajo y a qué lideres dedico mi tiempo. Esto es porque estoy al 100% involucrado en el proyecto y las 24 horas del día. Así que no me puedo permitir el lujo de equivocarme contigo. Si estás en esto lo estás al 100%.

Si te dijera que estás a un solo paso de potenciar tu negocio y disfrutar del estilo de vida que deseas,
¿lo darías?

Si te dijera que estás a un solo paso de potenciar tu negocio y disfrutar del estilo de vida que deseas,
¿lo darías?